En el Día del periodista

Sociedad 07/07/2016 Por
Para “ser” periodista no hace falta estudiar, ni saber y mucho menos conocer tanto. Sólo con opinar ya está. En el día de la fecha, se conmemora el “día” en el que cualquier profesión puede devenir en el oficio de comunicador.
Periodismo-

El trabajo en los medios de comunicación ejercido por trabajadores de prensa, en blanco o en negro, estudiosos o no, blancos o negros, con asento o sin asento, todos, gozan de la libertad de decir lo que se les canta desde que se instaló la democracia en 1983.

Si bien han habido episodios repudiables, no hay riesgo para los trabajadores de prensa en general para ejercer su labor. Sí en cambio están los riesgos -más aún en los pueblos-, de hacerlo con la responsabilidad que corresponde, en otras palabras, hay que tener la habilidad de respoder por lo que cada conciencia dice con su legua o pluma.

La profesión que se haya tenido hasta convertirse en periodista no importa, solo hace falta hacerlo responsablemente y sabiendo de que se tiene un limitado poder ante nuestro público. La construcción de ciudadanía, la estimulación de los valores morales como así también las condenas a “las violencias” son algunas de las cosas que se pueden hacer desde el lugar de periodistas.

“Vos sí que tenés huevos” me han dicho alguna vez en relación a notas periodísticas sobre hechos poco felices en el pueblo, tanto policiales, judiciales y políticos. Sin embargo, esa calificación hacia un periodista no hace más que valorar su labor desde el anominato, aunque a veces, le corresponde a “otro” hacer la tarea de visivilización o denuncia: “decilo vos” con un tono actuado, aunque eso mismo lo podría decir un concejal, tribuno de cuenta, abogado o un simple vecino.

HOY

En este día los periodistas nos desayunamos con que el proyecto de ley del blanqueo de capitales del gobierno Nacional, tiene en ella un polémico artículo que ya empieza a conocer repudios de toda índole, como el de la Defensoría del Público.

“En su artículo 85, restringe el derecho a informar y a informarse sobre asuntos de interés público y relevancia institucional, la Defensoría del Público expresa su profunda preocupación y rechazo ante cualquier medida que pueda limitar los derechos de quienes trabajan en los servicios de comunicación audiovisual y las audiencias, dice el comunicado de la Defensoría.

Sólo hace falta decir que para que la tarea del periodista sea completa hacen falta políticas públicas en ese sentido y vemos lejos de alcanzarse una comunicación plural, sin que se les limite el poder a los poderosos.

Finalizo con la revalorización del oficio del periodista, donde es necesaria su incursión en una sociedad cada vez más irracional al análisis de la realidad de un pueblo, provincia o país. Hace falta, ahora sí, conocer y comprometerse con las causas sociales que son en definitiva el sentido del periodista. ¿Será?

Feliz día para todos los periodistas.

Juanjo Stadelmann

Editor y director de GRUPO FULLPromo

Te puede interesar