Massa convocó a Pfizer y otros laboratorios proveedores de vacunas para que den explicaciones

Política 02 de junio de 2021 Por Redacción
Con apoyo de los principales bloques, el presidente de la Cámara de Diputados citó a los laboratorios para que den explicaciones acerca de lo pactado o el avance de las negociaciones con el Gobierno por las dosis.

El presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Massa, citó para el martes que viene a las comisiones de Salud y de Legislación General a todos los laboratorios proveedores de vacunas, incluyendo a Pfizer, a fin de rendir cuentas acerca del cumplimiento de lo pactado. Según una resolución acordada entre los bloques del Frente de Todos y de Juntos por el Cambio, la convocatoria a las farmacéuticas es bajo apercibimiento de ley y correrá tanto para los que "fueren parte de contratos en curso de ejecución o que se encuentren bajo discusión en punto a la producción y provisión de vacunas con el Estado Nacional". Pretenden que se aclare los contratos firmados o que se están negociando, la cantidad de dosis que se podrían entregar y en qué plazos. Así, el Gobierno busca terminar con toda la novela que se busca armar en torno a estos hechos. 

Además de los representantes de Pfizer, la convocatoria abarca a los de Sinopharm, Moderna, Johnson & Johnson y AstraZeneca, junto a los del Fondo Ruso de Inversión Directa, que provee la Sputnik V del Instituto Gamaleya. Además de los obstáculos surgidos en torno a los contratos que todavía no se pudieron firmar, también buscan obtener explicaciones acerca de las demoras registradas en la provisión de dosis pactadas en los acuerdos y cuando estiman los laboratorios que se pondrán al día. En Diputados explicaban que audiencias similares, sería a puertas cerradas, ya se hicieron en los parlamentos de Estados Unidos y de Brasil, por lo que no se trata de ninguna rareza. 

El presidente del interbloque macrista, Mario Negri, comentó que le había comentado la propuesta a Massa al mediodía. "Tendrían que citar a la comisión de Salud a todos los que han firmado contratos, que no se han podido conocer", sostuvo en una entrevista televisiva. Negri recordó que el presidente Alberto Fernández reveló en la conversación que mantuvo con "El Cadete" Pedro Rosemblat que Pfizer lo había puesto "en una situación muy violenta de exigencias" , por lo que era algo que necesitaba ser aclarado. Por eso también pidió que se cite a los funcionarios de Salud porque cuando fueron a exponer, evaluó, fueron "muy vagos" en sus respuestas.

En Diputados no descartaban que la ministra Carla Vizzotti concurra nuevamente al Congreso luego de que escuchen las explicaciones de los representantes de las firmas farmacéuticas. 

Negligencia

La "obsesión" opositora con la vacuna de Pfizer -como definió Vizzotti-, llevó a la bancada de diputados de Juntos por el Cambio a presentar un proyecto para eliminar la palabra "negligencia" como una excepción a la indemnidad de los laboratorios proveedores de las dosis contra el coronavirus de la ley para la adquisición de vacunas. De todos los laboratorios con los que el Gobierno negoció o negocia, sólo Pfizer planteó este punto como un escollo para cerrar trato, pero si se elimina la excepción todos podrán acogerse al beneficio.

El diputado Pablo Yedlin, titular de la comisión de Salud y autor del proyecto original aprobado en octubre pasado, no se opone a conversar sobre este punto, pero tampoco le encuentra mucho sentido dada la sobrada provisión actual de vacunas. "A mi entender, el marco legal argentino es correcto. En definitiva, con este marco legal Argentina contrató con muchos laboratorios. Cambiar todo por un laboratorio no me parece necesario. El único punto que lo justificaría sería que se empezara a vacunar a los menores de 18 años, porque hasta ahora la de Pfizer es la única vacuna que se está utilizando para ese grupo etario", comentó Yedlin. 

La iniciativa presentada el miércoles fue elaborada por la diputada macrista Carmen Polledo, su vice en la comisión de Salud, acompañada por el resto del bloque del PRO, en la lógica de la estrategia de campaña desplegada en las últimas horas que busca responsabilizar al Gobierno de falta de provisión de la vacuna del laboratorio estadounidense, pese a los millones de dosis de otras procedencias arribadas en los últimos días. 

Cuando se discutió la ley para la compra de vacunas, en octubre pasado, los laboratorios exigían confidencialidad en los contratos, prórroga de jurisdicción en los litigios y que el Estado se hiciera cargo de las indemnizaciones a las personas que pudieran sufrir efectos colaterales no deseados. Por unanimidad, se consensuó una cláusula en el artículo 4 que exceptuó de esta excepción las causas "originadas en maniobras fraudulentas, conductas maliciosas o negligencia". Curiosamente, cuando se trató el proyecto en el recinto, algunos legisladores macristas lo cuestionaron, pero por considerarlo muy favorable a los laboratorios. "Es un blindaje", sostuvo, por ejemplo, la senadora radical María Belén Tapia. 

Todos las farmacéuticas aceptaron el marco legal argentino a excepción de Pfizer que consideró que el término "negligencia" era  muy amplio y que podría generarles litigios. Ahora habrá que esperar si el representante de la firma que concurra el martes al Congreso ratifica que éste es el principal obstáculo para cerrar trato con Argentina o si existen otras razones. Lo mismo acerca de cuántas dosis y en qué plazos estarían en condiciones de suministrar, para que el Congreso evalúe si realmente tiene sentido cambiar la ley. 

Fuente: El Destape

Te puede interesar