Viajar seguros, tranquilos y sin multas. Ley Nacional de Tránsito

Nacionales 19/01/2018 Por
El Ministerio de Transporte de la Nación reglamentó la ley que fija las normas que deben cumplimentarse para trasladar a los niños en automóviles.
sillas para autos
Clasificación según edad, peso y adecuación física

Si bien cada provincia tiene sus propias normas, con esta nueva ley se busca unificar parámetros dentro de lo que ya está establecido a nivel mundial.

Así, tenemos que la normativa se elaboró en función de lo que recomienda la Organización Mundial de la Salud para disminuir la fatalidad, atendiendo a lo que se considera los cinco factores de riesgo fundamentales:

  • el exceso de velocidad,
  • la conducción bajo los efectos del alcohol,
  • el uso de casco por motociclistas,
  • la utilización de los cinturones de seguridad y
  • el empleo de elementos de sujeción para los niños

Se establece entonces que los menores de 10 años de edad deberán viajar sujetos al asiento trasero con el cinturón correspondiente, mientras que los menores de 5 años deberán incluso contar los dispostivos de retención infantil, que serán elegidos de acuerdo a la edad y necesidades del niño. Si se intalan correctamente y se utilizan como es debido, estos instrumentos reducen la probabilidad de accidentes mortales en un 70% entre lactantes y un 80% entre los niños pequeños.

La ley dividió en cuatro grupos -por peso, edad y estatura- los dispositivos que deben ser usados y la forma en que deben ser instalados.

Grupo 0: para recién nacidos de hasta 10 kilos. Estos dispositivos deberán ir instalados atrás del asiento del copiloto, mirando en dirección contraria a la del auto y en una posición inclinada de 45 grados, debido a que el cuello del menor es aún muy frágil para sostener la cabeza del menor. Estas sillas deben tener un arnés de seguridad de cinco puntas que sujetará al menor.

Grupo 1: para niños entre 9 y 18 kilos. Serán instalados en el asiento trasero con dirección hacia adelante y en posición erguida. Esta silla debe contar con un arnés regulable según el tamaño del niño/a, y se sujeta al asiento del vehículo a través del cinturón de seguridad.

Grupo 2: para niños de entre 15 y 24 kilos y Grupo 3: para niños de 25 y 36 kilos.

Para estos dos grupos, las sillas se instalarán en el asiento trasero mirando hacia adelante, con un arnés de seguridad para fijar al niño/a hasta que la criatura tenga 1,10 metros. El cinturón de seguridad del vehículo se orientará hacia el hombro y caderas del niño. Cuando el menor de edad haya alcanzado la estatura prevista, este podrá viajar sentado directamente en el asiento de atrás con el cinturón de seguridad puesto.

Además, en casos de emergencia en los que el niño deba ir en brazos, la persona que lo lleve deberá sentarse en el asiento de atrás, nunca en frente ya sea en el asiento del conductor o del acompañante, ni se deberá circular con el niño sobre las piernas. Además no se podrá compartir el cinturón de seguridad.

Todo esto está previsto que se implemente también en las escuelas. En la fotografía vemos los dispositivos según el peso, la edad y/ o la adecuación.